24-02-2021

ANTIEMÉTICOS

Descripción e información de los antieméticos, para los vómitos

Antieméticos (para los vómitos)

 

¿Qué son?

Son medicamentos usados para el tratamiento de los vómitos.

 

¿Para qué se utilizan?

El objetivo es el tratamiento de las enfermedades o dolencias que sufre el  niño/a y que le ocasionan vómitos.

 

¿Cómo se utilizan?

Normalmente, la vía de administración es oral y se lleva a cabo a través de jarabes.

En aquellos casos en los que el niño/ lo vomite el jarabe, se pueden administrar el fármaco en láminas bucodispersables (se disuelven en la boca), en supositorio o inyectados.

 

¿Cuándo se utilizan?

Ha de ser siempre el/la pediatra la persona que nos indique cuándo hay que usarlos, ya que los vómitos en los niños pueden aparecer por causas muy dispares; unas pueden ser de poca importancia y otras pueden ser más graves.

La mayoría de las veces no hay que usar medicinas para los vómitos y pueden dar problemas si se usan mal. No es aconsejable usarlos por nuestra cuenta. Hay que tratar la causa que los origina. A veces, pueden ser necesarios en: postoperatorios, quimioterapia, enfermedad por reflujo gastroesofágico o alteraciones de la motilidad intestinal. En todos estos casos será el pediatra quién recomiende su uso.

 

¿Cuáles son los más utilizados?

- Metoclopramida: No se aconseja su uso en menores de 18 años por sus efectos no deseados (espasmos de los músculos del cuello, de la cara y de la lengua, problemas de coordinación e imposibilidad de quedarse quieto,…).

- Domperidona: Usar sólo si se lo aconseja el pediatra. A la menor dosis que sea eficaz, y durante el mínimo tiempo posible.

- Ondansetron: Parece el más eficaz y más seguro. Se usa después de cirugía, durante la quimioterapia en niños con cáncer o en casos con gastroenteritis graves.

 

¡Rehidratación!

Muchas diarreas se acompañan de vómitos y fiebre (gastroenteritis aguda) y puede haber riesgo de deshidratación (sobre todo en niños muy pequeños).

En estos casos es importante iniciar una pauta de rehidratación oral dando un suero a cantidades muy pequeñas y poco a poco (en estos casos no se aconseja el uso de antieméticos por sus posibles efectos no deseados). Si usted está tratando a su hijo/a deshidratado en casa y nota que no mejora o que su deshidratación empeora, llame a su pediatra inmediatamente o lleve a su hijo/a al servicio de urgencias médicas más cercano.

 

Bibliografía:

  1. Familia y salud. Antieméticos .
  2. Comprimidos bucodispersables.
  3. Nemours Foundation.  Deshidratación. Kids Health.
Clasificación:Antieméticos. Laxantes. Antidiarreicos. Antisecretores.